14.1.10

 

"Hay males mayores que lo de Haití, como nuestra pobre situación espiritual"

Más de 50.000 muertos en un país destrozado por la pobreza y la corrupción de su clase política. Miles de desaparecidos en un país con una esperanza de vida de tan sólo 60 años. Una región asolada en un país que ocupaba, hasta ahora, el puesto 149 en el Índice de Desarrollo Humano del PNUD. Mientras tanto a Jose Ignacio Munilla, el nuevo obispo de San Sebastian, el protegido de Rouco, el que ha causado la mayor ola de protestas y dimisiones en un episcopado en la iglesia española que no se caracteriza precisamente por su progresismo se le ocurre pronunciar unas palabras que a uno le suenan absolutamente vergonzosas y cargadas de una exagerada crueldad:

“Existen males mayores que los que esos pobre de Haití están sufriendo estos días. Nosotros nos lamentamos mucho de los pobres de Haití pero también deberíamos, además de poner toda nuestra solidaridad en ayudar a los pobres, nuestros medios económicos, etc... también deberíamos llorar por nosotros, por nuestra pobre situación espiritual, por nuestra concepción materialista de vida. Quizás es un mal más grande el que nosotros estamos padeciendo que el que esos inocentes están sufriendo.”

Jon Sobrino hace unos pocos años escribía lo siguiente acerca del terremoto que asoló El Salvador, radicamente distinto, radicalmente unido a las personas que sufren, radicalmente pegado a los pobres:

"El terremoto no es, pues, sólo una tragedia, sino que es también una radiografía del país. Muy mayoritariamente mueren los pobres, quedan soterrados los pobres, tienen que salir corriendo con las cuatro cosas que les quedan los pobres, duermen a la intemperie los pobres, se angustian por el futuro los pobres, encuentran inmensos escollos para rehacer sus vidas los pobres. También otros sufren con el terremoto, indudablemente, pero, por lo general, pasado el susto, reconstruyen lo que se les ha dañado, vuelven a la normalidad y pueden seguir viviendo, algunos de ellos rodeados del lujo de siempre. (...) ojalá la solidaridad ayude a reconstruir casas, pero sobre todo personas, al pueblo; ayude a reparar caminos, pero sobre todo modos de caminar en la vida."

La foto es de United Nations Photo

Etiquetas:


Tu comentarios:
no me gusta esta foto pablitoooo...privacidad para el chaval...venga de donde venga la foto!!!! si fuera un sobrino nuestro nos joderia


cómo va todo??? ya nunca más podremos dar premios juntos!!!

Ángel
 
Publicar un comentario

El enlace a este texto:

Crear un enlace



<< Vuelve atrás

This page is powered by Blogger. Isn't yours?