5.8.09

 

Solamente UP



Ver Up es una experiencia formidable. No es una película de animación más, es puro espectáculo. Es una auténtica maravilla visual. Sus imágenes se te quedan pegadas a la retina durante mucho, mucho tiempo. Cuando vas por la calle, de repente te ves tarareando su deliciosa musiquilla. Sólo Pixar sería capaz de convertir a un anciano que utiliza un bastón de cuatro patas y que baja del segundo al primer piso de su casa con un salvaescaleras en una historia que habla de la lucha por los sueños, de la magia de perseguir los deseos (los propios y los de las personas que queremos). UP es un relato emocionante que habla del amor, de la amistad, de la diversidad, de la necesidad de proteger a los otros.

Como han repetido sus creadores en prácticamente todas las entrevistas la tecnología (3D) está al servicio de una historia que encaja a la perfección, que apenas muestra fisuras, que convence, que engancha. Carl Fredricksen es hoy un hombre de 78 años de edad que cuando era una niño conoce a Elli, la mujer de su vida, que siempre soñó con explorar América del Sur y conocer la inmensidad de las Cataratas Paraíso pero fallece poco antes de poder alcanzar su sueño (la historia vital de la pareja está contada en menos de 10 minutos en un ejercicio de síntesis y belleza narrativa de la que deberían aprender muchos). Cuando Carl está a punto de entrar en una residencia de ancianos (con una crítica rotunda a la voraz especulación inmobiliaria) se encuentra con el pequeño Russel, una especie de intrépido y parlanchín boy scout. Momento en el que ambos comienzan una formidable aventura que va a cambiar por completo el curso de sus vidas. El resto teneís que verlo. Seguro que no os defrauda.

Etiquetas:


Tu comentarios: Publicar un comentario

El enlace a este texto:

Crear un enlace



<< Vuelve atrás

This page is powered by Blogger. Isn't yours?